02 noviembre 2009

Liga: Mallorqueta - Racing (1-0): Lo que bien empieza, bien acaba.

A esta edad, no está uno para sufrir tanto en un partido, máxime cuando los anteriores quedaron sentenciados con antelación. Mallorqueta, por favor, no me hagas sufrir que “gafo unas nirviadas”.

Todo hacía presagiar un domingo de éxitos, El Mallorbeta había ganado 2-0 al Lérida, mi Sebastian Vettel (léase Fétel) había arrasado en Abu Dhabi y la alineación inicial me gustaba.

Por la mañana, viendo a los más jóvenes, nos habíamos encontrado con la flor y nata de los químicos, bancarios y novias de la isla. Contundente 2-0 y una mañana de ensueño. Sale la Brigitte, la de los tres títulos mundiales de taekwondo, hace el saque de honor y uno, desde la distancia y viendo sus pantalones blancos con botitas negras, queda prendado de la maestra en artes marciales. Después, minuto de “silensio” por los muertos en el derrumbe, presagio de la que se nos avecina.

Antes habíamos departido con el hijo pródigo, que había retornado, Jaume V., un crack, sabiduría, temple, objetividad y políticamente correcto. Todo iba bien, ¿todo?... noooooo, los videomarcadores estaban K.O., ¿por falta de pago?. Mientras tanto, ella está en Málaga.

¿Que qué voy a decir del partido?, pues poco, somos mejores, jugamos bien, hay armonía, Mattioni es un crack, Borja se afianza, Mario cada vez mejor, el Chori no explota pero aporta cosillas interesantes, Aouate el de siempre, Nunes un valladar inexpugnable, Rubén no desentonó, Víctor en su buena línea, Webó metió el gol, Julio puede aportar más y Ayoze no desentona.

Excepto el susto que antecedió a nuestro gooooooooool de Webó, y de alguna jugada aislada, poco mostraron los santanderinos y si Mattioni llega a cristalizar sus ocasiones, sobretodo la segunda, el Ono Estadi de Son Moix se viene abajo. No somos un equipo para estar en la posición donde estamos pero tampoco para temer excesivas dificultades, con un par de detallitos más seríamos die Birne. Hay que disfrutar, conseguir algún puntillo más y ¡a vivir que son dos días!.

Llama la atención:

- De nuevo, la floja entrada
- “La” calor que hacía
- Los nervios del final del encuentro
- Lo que nos gustó Felipe III
- Lo sucios que estaban los pupitres de prensa
- El lío institucional que hay armado.
- ¡Me olvidaba!... ¡qué desastre de árbitro!

El rincón político:

Hoy hay muy poquita cosa, los peores augurios se ciernen sobre nuestra España y la oposición tocando el tambor.

Poco más por hoy, buena comida antes del partido y magnífica cena con mis admirados jefes de departamento, que han culminado una magnífica temporada. Por mi parte sólo recordaros que le daremos más emoción a la Liga el próximo sábado cuando el Barça no consiga vencernos en el Nou Camp. ¿Sabéis por qué?... porque vamos a ir aporellosoee. Yo lo veré desde tierras galaicas pero si Dios quiere, estaré presto y dispuesto para informaros.

Feliz semana,

Enrique


2 comentarios:

Anónimo dijo...

Vaya foto con la que abres la crónica. Vaya facha y no va con segundas. Para mí la mejor primera parte de la temporada y el árbitro casi nos fastidia la segunda. Acabamos de asistir 23h30 min. salíamos de ella, a la cena de la penya Arrabal es metge y el que esto suscribe y ha sido una velada histórica. Es president ha largado un discurso maquiavélico que ni Alfonso Guerra en sus buenos tiempos. La guerra es total y sin caretas. Es metge te informará mañana por la mañana. Bueno ya tenéis la foto de vuestro cronista del sábado. Un abrazo para todos.

Enrique Mas dijo...

Gracias anónimo; esperamos tu crónica de la victoria