22 marzo 2016

Hombre a hombre: RCD Mallorca- Mirandés

Timon: sin a penas trabajo. No se le puede achacar nada en el gol. En su debe, decir que en balones a sus pies, apura mucho la llegada de los delanteros y hace sufrir más de la cuenta a los aficionados.

Company: excelente labor defensiva y en momentos puso el valor suficiente para subir con ganas y con sentido. Cada vez más aficianzado.

Truyols: rápido y serio, pero en el gol no se entendió con Oriol y el error nos costó 2 valiosísimos puntos. Difícil decir que lo ha hecho bien, por ese error, pero es que todo lo demás lo hizo bien.

Aveldaño: algún balón suyo al sacarlo desde la defensa creó algún susto, pero no fue nada más que eso, un susto.

Oriol: buen partido, pero en el gol no se entiende con Truyols y regalan entre ambos un balón que supuso el empate definitivo. Por eso, lo de buen partido, puede ser engañoso.

Yuste: sigue sin gustar a la mayoría, pero sigo pensando que su labor destructiva es inconmensurable, y poco valorada. Por arriba es un coloso, y se le critica que en su labor constructiva es nulo. Pero es que si no fuera así, estaría de titular indiscutible en un equipo de primera división. Como no, recibió tarjeta amarilla, y ésta vez muy pronto, en la primera parte.

Sissoko: buen complemento a Yuste, corre muchísimo y con él se sufre menos en defensa que cuando no está. En su debe, el que a pase de Ortuño y tras un jugadón de éste último, no marcara un gol a tiro a bocajarro desde casi el área pequeña, y que el portero contrario paró sin saber aún como lo hizo.

Damià: como dicen: " va creciendo", pero quizás cuando ya sea un jugador indiscutible de segunda división, estemos en segunda B ( esperemos que no). Y es que debería de disponer de minutos para ir forjándose como el futuro cerebro del equipo, y está siendo el único cerebro del que disponemos; y eso pesa. Hubo 30 minutos en la primera parte en la que movió al equipo de maravilla.

Salomao: desborde, chispa y habilidad. Es un jugador con gas, pero como cualquier gas, no dura 90 minutos. Sin embargo, supera con creces a sus posibles sustitutos, por lo que salvo lesión o agotamiento debería jugar los 90 minutos. Suyo fue el pase de gol a Ortuño. Fue sustituido en la segunda mitad.
 
Lago Junior: velocidad y potencia, pero no sé si le pesó jugar contra su exequipo, o es que sus excompañeros lo conocían mucho. Erró un gol,tras una gran jugada de Ortuño, cuando encaró un mano a mano con el portero rival y éste realizó una enorme parada ante el lanzamiento por alto del balón. Acabó siendo sustituido en la segunda mitad, pero quien lo hizo, no le mejoró

Ortuño: inconmensurable. Crea peligro él solo, y además de meter el gol, dio 2 más hechos que no supieron aprovechar. Fue una pesadilla para los defensas rivales. Hace años que no veía un delantero así en nuestro equipo; diría que desde los tiempos de Aduriz. Es insustituible e innegociable. Lo hizo todo bien y el escaso peligro que creamos en la segunda parte salió de sus botas.

Brandon: por desgracia, sigue en un alarmante bajo estado de forma. Sustituyó a Salomao, ya bien entrada la segunda parte, y no aportó nada.

Pereira: sustituyó a Damià en la segunda parte, y demostró que en esa posición no lo hace bien. Donde rinde es en la banda derecha, pero él no puede hacer labores de cerebro

Pol Rogé: sutituyó a Lago Junior ya bien evolucionada la segunda parte. No tuvo profundidad y sus regates siempre fueron previsibles. Recibió una tarjeta en una dudosa jugada en el área del Mirandés cuando el árbitro interpretó que simuló un penalti y todos dudamos si lo era o no lo era.










No hay comentarios: